Pies Hinchados


Los pies hinchados son consecuencias de varios factores como sobrepeso, retención de líquidos, mala circulación, posición prolongada de pie o sentada, zapatos incómodos o por medicamentos que pueden tener compuestos que alteran tu metabolismo como los esteroides, antidepresivos e inclusive las pastillas anticonceptivas.

En las mujeres embarazadas es muy común que tengan los pies hinchados ya que el aumento de peso es considerable,  aparte de su cambio hormonal. Es importante consultarlo con el médico ya que puede haber retención de líquidos y como todas sabemos esta es una condición delicada en este estado.

Cómo aliviar los pies hinchados

  • Cuando permanezcas mucho tiempo en una sola posición ya sea de pie o sentada, debes procurar cambiarla y permitir que la circulación se reactive. Puedes dar un pequeño paseo (5 minutos) estos pequeños lapsos estimulan al organismo a tener mejor circulación.
  • Las medias de soporte llamadas también para la vena varice, te pueden ayudar a la circulación y evitar que la gravedad inflamen las venas.
  • Baños de agua sal y sulfato de magnesio en la noche, te ayudarán a descansar los pies hinchados y amanecerás como nueva.
  • Darte un buen masaje con aceite de almendras es otro tip que te ayudará a reducir la hinchazón en los pies.
  • Aplicar crema humectante en los pies y piernas estimulará la circulación.
  • Acostarte y levantar las piernas por 10 o 15 minutos te ayudará a disminuir los pies hinchados ya que se estimula la circulación. Esto también te ayuda a prevenir la aparición de la vena varice.
  • Usar zapatos adecuados (que no te aprieten o te queden flojos) es importante, unos zapatos demasiado altos o planos totalmente harán que tus pies se inflamen.
  • Mantener una dieta saludable para no tener sobrepeso y baja en sal.
  • Pero definitivamente lo mejor que puedes hacer es ejercicio frecuentemente para fortalecer el corazón y así tener una buena circulación y evitar obstrucciones de las venas

Esperamos que con estas pautas puedas aliviar esa sensación tan molesta y a veces dolorosa como son los pies hinchados.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Acepto la política de privacidad

Información sobre protección de datos

  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contáctenos.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.