Mascarillas caseras para la cara



Todos hemos oído sobre las mascarillas caseras para la cara, las cuales se van enseñando de generación en generación.

Hay mascarillas caseras para lucir una piel suave y radiante y lo mejor de todo es que puedes encontrar los ingredientes fácilmente.

Mascarillas caseras para piel grasa

La fresa, el limón y el pepino ayudan a cerrar los poros, evitando así la producción de grasa excesiva en la piel.

Antes de usar la siguiente mascarilla te sugiero que te hagas una limpieza usando un poco de avena remojada en agua, frota suavemente esta mezcla en la cara y enjuaga con agua fría.
Mascarilla:

  • Licua unas rodajas de pepino y 5 fresas (puedes agregar un poco de agua para licuar fácilmente)
  • Añade a esta mezcla el zumo de ½ limón.
  • Aplica la mezcla en el rostro dando suaves golpecitos con la yema de los dedos para ayudar a que penetre en los poros.
  • Déjala actuar por 30 minutos y enjuaga con agua tibia.

Mascarillas caseras para piel seca

La piel seca es una condición que brinda aspecto áspero y de envejecimiento. Es por esto que toca hidratar la piel y remover las células muertas.

Antes de aplicar la mascarilla es necesario remover las células muertas y nada mejor que usar un algodón empapado en leche. La leche desprende estas células a la vez que nutre la piel.
Mascarilla:

  • Haz una mezcla de yogurt, miel y un trozo de aguacate.
  • Forma un puré con estos ingredientes y aplícalo en el rostro usando una brocha.
  • Déjalo actuar por 30 minutos y enjuaga muy bien con agua tibia.

Mascarillas caseras para piel normal.

Aunque tengamos una piel normal es necesario incluir en nuestra rutina de belleza una que otra mascarilla natural para ayudar a mantener el rostro hidratado y lucir un cutis perfecto.
Mascarilla:

  • Mezcla un poco de miel de abejas y germen de trigo.
  • Aplica esta mezcla con una brocha suave.
  • Déjala actuar por 30 minutos y enjuaga con agua tibia.

Las mascarillas caseras para la cara se deben aplicar por lo menos una vez por semana; son fáciles de preparar, muy económicas y lo mejor de todo es que vas a lucir una piel suave, tersa y saludable.

Te recomendamos que leas:

Tratamientos caseros para el cabello

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *